Apuntes Personales y de Derecho de las Universidades Bernardo O Higgins y Santo Tomas.


1).-CURSO DE HISTORIA DEL DERECHO, DE

DOÑA MAFALDA VICTORIA DÍAZ-MELIÁN

DE HANISCH.

2).-APUNTES SOBRE NUMISMÁTICA.

3).- ORDEN DEL TOISÓN DE ORO.

4).-LA ORATORIA.

5).-APUNTES DE DERECHO POLÍTICO.

6).-HERÁLDICA.

7).-LA VEXILOLOGÍA.

8).-EDUCACIÓN SUPERIOR.

9).-DEMÁS MATERIAS DE DERECHO.

10).-MISCELÁNEO

jueves, 21 de mayo de 2015

Navegación de placer y los yates reales

  Esteban Aguilar Orellana ; Giovani Barbatos Epple.; Ismael Barrenechea Samaniego ; Jorge Catalán Nuñez; Boris Díaz Carrasco; -Rafael Díaz del Río Martí ; Alfredo Francisco Eloy Barra ; Rodrigo Farias Picon; -Franco González Fortunatti ; Patricio Hernández Jara; Walter Imilan Ojeda; Jaime Jamet Rojas ; Gustavo Morales Guajardo ; Francisco Moreno Gallardo ; Boris Ormeño Rojas; José Oyarzún Villa ; Rodrigo Palacios Marambio; Demetrio Protopsaltis Palma ; Cristian Quezada Moreno ; Edison Reyes Aramburu ; Rodrigo Rivera Hernández; Jorge Rojas Bustos ; Alejandro Suau Figueroa; Cristian Vergara Torrealba ; Rodrigo Villela Díaz; Nicolas Wasiliew Sala ; Marcelo Yañez Garin; Katherine Alejandra Del Carmen  Lafoy Guzmán

navegación en siglo XIX

A la luz de la información disponible, el yachting en el sentido moderno nació en Holanda porque ya en el siglo XVI en los países bajos se empleaban pequeños y veloces (para la época) veleros destinados a ir tras los contrabandistas y piratas. Los llamaban «jaght», que significa perseguidor o cazador. Los acaudalados armadores de Amsterdam los usaban para ir al encuentro de sus barcos que volvían de las colonias y también como «public relation» para alardear.
La navegación holandesa, avanzada para la época, participó de la invención y perfeccionamiento de la vela cangreja, el aparejo de sloop, todavía vigente, y el schooner. Además las orzas laterales, nunca vistas en el resto de Europa, con lo cual se dio solución a uno de los problemas más serios de la navegación, al evitar el abatimiento de los barcos.
El yachting de Holanda estaba en su apogeo cuando el Rey Carlos II de Inglaterra, un navegante de alma y fortuna incalculable, se refugió en dicho país en calidad de exilado. Sintiendo gran pasión por los barcos, estaba muy interesado en la construcción y diseño de los jachts holandeses. Frecuentemente le invitaban a pasear en los mejores barcos y terminaron por poner a su disposición, desinteresadamente, el más hermoso jacht que poseían, el más grande de la flotilla en la que las personas del más alto rango practicaban el yachting por los ríos, canales y el mar. El rey Carlos quedó tan entusiasmado que expresó su deseo de mandar construir un barco para su uso particular. Al enterarse, el burgomaestre de Amsterdam le rogó que aceptara como recuerdo de la ciudad un yacht que se había terminado recientemente.
Se llamó a los mejores artistas para que decoraran su interior y a los más afamados escultores para ornamentar su exterior. El obsequio, llamado Mary, tenía 16 metros de eslora, 5.80 de manga  y 100 toneladas de arqueo, aparejo de mayor cangreja, trinquetilla y foque con una vela cuadra al tope.
Cuando Carlos II, en 1660, volvió a su patria y fue restablecido como rey de Inglaterra, no solo introdujo la práctica de la navegación de placer, sino también la palabra yacht. Los ingleses la aceptaron fonéticamente, viéndose obligados a cambiar la J por una Y, para mantener la misma pronunciación, dando así origen a la palabra yacht, universalmente divulgada.

navegación en siglo XIX


Un año más tarde, el rey mandó construir un yacht con el nombre de Jaimie, diseñado por él mismo. La navegación por placer se difundió entre los aristócratas ingleses hartos de la cacería de zorro. En los 12 años siguientes se construyeron nada menos que 28 yachts, los dos primeros de este grupo, el Catherine del rey y el Anne, del duque de York, corrieron en 1662 en el río Támesis la primera regata de la historia de la que se tiene constancia.
En 1720 se fundó el primer club náutico de la historia en Cork, Irlanda, donde un grupo de barcos  se reunían para navegar haciendo regatas. La primera gran competición internacional nació en 1820, por la rivalidad entre éste club y el New York Yacht Club, dando lugar en 1851 a la Copa del América. Los ingleses inventaron el juego, pero pese a gastar pornográficas sumas de dinero nunca pudieron ganar la Copa.




navegación actualidad


 


 

El HMY Britannia 

El HMY Britannia fue Yate de Estado o de representación perteneciente a la Corona británica y que tras ser dado de baja tras 43 años de servicio, fue destinado en 1997 por orden de Isabel II como museo flotante en Leith, Escocia.


El yate HMY Britannia fue concebido en 1953 como un Yate de Estado o representación de la Monarquía británica, fue botado en 1954 en presencia de la Reina consorte, viuda del rey Jorge VI, 2 meses antes de la coronación de Isabel II del Reino Unido. El diseño consideró una segunda función del yate como hospital en caso de guerra , no habiéndose utilizado el buque en para esta función.
El HMY Britannia se construyó en reemplazo del yate HMY Victoria and Albert desguazado tras 50 años de servicio. El HMY Britannia fue concebido en 1938 como proyecto cuando el almirantazgo decidió reeemplazar al yate mencionado, el gobierno inglés realizó entonces una licitación invitando a los principales constructores de este tipo de embarcaciones a presentar sus propuestas, sin embargo, el comienzo de la Segunda Guerra Mundial truncó el proyecto.
Terminada la guerra, el proyecto fue retomado en 1951 cuando la economía inglesa ya estaba mejor recuperada del conflicto, entonces la Corona solicitó que además el yate hiciera las veces de hospital en caso de un nuevo conflicto. Los bosquejos de los planos guardados desde 1939 se modificaron ante la nueva exigencia, reduciéndose además el tamaño de la embarcación a solicitud de la misma reina consorte Isabel Bowes-Lyon y el rey Jorge VI, los planos fueron revisados constantemente por la Corona en la búsqueda de la economía pero sin llegar a comprometer la funcionalidad del yate como una embarcación de categoría real y además como un hospital y que además pudiera ser transocenánico en todo tipo de climas y latitudes. La licitación finalmente fue ganada en febrero de 1952 por los astilleros John Brown & Co. Ltd. de Clydebank.
El HMY Britannia fue finalmente diseñado como un buque moderno pero con un toque neo-clásico a solicitud del mismo rey, la quilla fue puesta en grada en junio de 1952, el casco con adición de bulbo en la proa y con motorización completa fue botado en abril de 1953. Para reducir la cavitación de las hélices convencionales, se le dotó de hélices tetrapalas. Aun así, cuando el navío alcanzaba la velocidad de 16 n, la cavitación se hizo presente afectando hasta los aposentos de la reina.
Se le dotó de tres mástiles, en donde el Palo Mayor era abisagrados en los masteleros superiores para permitir el paso bajo los puentes del Támesis, adicionalmente se le dotó de una terraza trasera con capacidad para recibir un helicóptero en caso de emergencias.​ En el pintado del yate real se usaron 25 t de pintura la cual se renovó en al menos dos oportunidades, 1959 y 1987.

 

 


No hay comentarios:

Publicar un comentario